El Taller

Carolina Cabrero empieza a trabajar con las flores en el año 1990 en Francia donde se inicia en el prensado y aprende la técnica para encolarlas y crear postales y marcadores.

En el año 1995 se traslada a vivir a Galicia donde recibe la carta de artesana y en el año 2000 el taller queda inscrito en la Xunta de Galicia como Taller Artesanal, nace así, Taller Viola.

Las flores son cultivadas en el propio taller donde se prensan y secan dejándolas preparadas para su utilización.

Con el tiempo se ha ido variando y mejorando la técnica de encolado para aplicarla en la decoración de lámparas.

Para la confección de las pantallas se utiliza como base un material que imita el conocido como pergamino, pero que está homologado para la fabricación de lámparas.

Las flores se incorporan a los pergaminos por medio de cola aplicada con pincel y toda la superficie de la pantalla se recubre de una fina capa de papel para dejar protegidas las flores durante el uso y limpieza de la lámpara.

Las pantallas se venden sueltas en los modelos clásicos o como lámpara completa con pies que proporciona el taller.

Los modelos de diseño se completan con piezas de madera que realizan otros talleres artesanales.

Se hacen todo tipo de lámparas: sobremesa, aplique de pared y techo.

Podrás encontrar un catálogo de productos en esta misma web: www.tallerviola.com.